APOYANDO A LULA Y ABOGANDO POR MODERNIZAR LA DEMOCRACIA PARA PREVENIR EL GOLPISMO

El Parlamento Europeo ha debatido esta tarde y votará mañana una resolución que analiza este intento de derribar las instituciones recién elegidas en Brasil. El texto condena sin paliativos la intentona de los seguidores del expresidente brasileño y enmarca aquellos incidentes en un movimiento global contra las libertades y los derechos fundamentales. Igualmente pone el acento en el papel que juegan en estos episodios las redes sociales que “siguen sin moderar o limitar la difusión de campañas antidemocráticas, el fascismo y el extremismo transnacionales, especialmente a través de algoritmos que promueven contenidos de odio y desinformación, en una falta de voluntad de eliminar contenidos ilegales”.

Sobre la base de este texto que firman socialistas, Renew Europe, Verdes y The Left he condenado el asalto que sufrieron en pasado 8 de enero los tres poderes de Brasil y expresado la máxima solidaridad con las nuevas autoridades surgidas de las urnas. Es el segundo intento que un movimiento mundial, reaccionario y violento hace para imponerse a la voluntad democrática de la ciudadanía. Ya lo intentaron los seguidores de Trump asaltando el Capitolio.

 Por eso ante el pleno del parlamento, en Estrasburgo, solemnemente, he subrayado nuestro apoyo al gobierno de Lula Da Silva tras el fracasado intento de golpe que los seguidores de Bolsonaro intentaron en Brasilia el ocho de enero. Pero no podemos quedarnos ahí. Ante la dimensión y globalidad de la amenaza que se cierne contra todas y todos nosotros. Frente a los que quieren acogotarnos, reducir las libertades, he animado a fortalecer la democracia con más que palabras, modernizando los mecanismos de participación para que la inmensa mayoría se sienta representada y participe en nuestras democracias.

  Persistir en este empelo es la única manera de evitar que a la tercera sea la vencida. Hay que combatir la polarización y el extremismo. Hay que fortalecer el pluralismo, creerse de verdad que la diversidad es riqueza y modernizar los mecanismos de participación para que la inmensa mayoría se sienta participe y representada en nuestras democracias.

Necesitamos más que palabras, energía, convicción e innovación. No basta solo con denunciar los algoritmos que envenenan las redes sociales. Hay que insistir en el camino emprendido con iniciativas como la conferencia sobre el futuro de Europa, mejorado y practicando de manera estructural, la escucha activa y productiva y la movilización del conocimiento. Finalmente recordemos la importancia de impulsar la equidad y la justicia social, que considera el mejor antídoto contra esta plaga. Una enfermedad que se propaga mejor en los lugares en los que hay demasiada gente sin nada que perder.

 

 

Tags: , , , , , , , , ,

Category: Blog

Deja un comentario