CRONICAS DE CAMPAÑA Y V. ESKERRIK ASKO, BENETAN!!!

 

Es obligatorio comenzar esta crónica de análisis sobre los resultados electorales con un agradecimiento. El que debo en primer lugar a las personas que se han acercado, en general a Votar en estas elecciones europeas, que ha sido muchas más que las anteriores. En Euskadi la participación en las europeas subió veinte puntos hasta alcanzar el 65,40% del censo. Y por supuesto especial agradecimiento a los que confiaron en nuestra coalición por una Europa solidaria que en Euskadi sumó 379.393 apoyos, en Canarias 184.936, en Navarra 27.146 y 41.790 en el resto del estado. En total 633.265 personas que permitieron que el escaño de nuestra coalición se obtuviese con el ordinal 30 entre los 54 que se adjudicaron en la noche del pasado 26 de mayo.  Muchas gracias a todas y todos. Eskerrik asko.

Aquí tenéis los resultados de las elecciones europeas en Euskadi y territorio por territorio:

Los resultados de las europeas en la C.A.P.V. a nivel general y por territorios históricos

Aquí podéis descargaros, por provincias los votos que obtuvo nuestra coalición en todas ellas.

Finalmente, y por supuesto, mi máximo agradecimiento “La Roca”, a sus trabajadores, cargos, afiliados, simpatizantes y votantes. Como recordaréis “La Roca” es como conocen por aquí en Europa a nuestro EAJ-PNV, que una vez más ha vuelto a hacer lo que parecía imposible: mejorar sobre sus excelentes resultados de las pasadas elecciones generales. El 28 de abril ganamos por primera vez estos comicios en los tres territorios de la comunidad vasca. En las municipales y europeas alcanzamos todos los retos que nos habíamos marcado o que otros habían señalado como termómetro para medir la salud electoral de las diferentes opciones políticas. Entre ellos y no cuestión menor, obtener este escaño en el Parlamento Europeo que habían puesto en cuestión muchos de los sondeos electorales que se publicaron, incluidos algunos firmados por la propia euro Cámara haciendo una especie de resumen, compendio de las encuestas publicadas en los estados miembros.

En esta lista hay que señalar que ganamos en Gasteiz, la capital de Euskadi tras más de veinte años sin hacerlo. me alegré especialmente por Gorka Urtaran, un buen tipo al que las crónicas no hacían justicia. Leí el otro día a algún comentarista que el balance de su gestión era “discreto”. En mi opinión conseguir con cinco concejales resolver el enorme marrón financiero en que se encontraba el ayuntamiento y conseguir acuerdos suficientes para poner en marcha algunos emblemáticos proyectos es un balance brillante. Y diseñar un nuevo plan de ciudad para volver a colocar Gasteiz en la ola que coloca a Euskadi en la vanguardia europea en muchos aspectos de la gestión municipal también. Es el caso de la “super ciudad europea” a la que, como dije en campaña vamos a prestar especial atención y apoyo desde nuestra posición en el Parlamento Europeo.

Del mismo modo me alegré por las cabezas más visibles de nuestro cartel electoral municipal, y Foral, Eneko Goya y Juan Mari Aburto en los casos de Donostia y Bilbao y nuestros tres diputados generales Ramiro González, Unai Rementeria y Markel Olano. Los tres han mejorado posiciones y resultados respecto a las anteriores elecciones y la ciudadanía ha respaldado sus apuestas, gestión y forma de hacer. No quiero por último citar otro ayuntamiento que se señaló como crítico, el de Barakaldo en el que la ciudadanía reconoció con un expresivo respaldo cuatro años de muy difícil gestión. Finalmente me hace especial ilusión recordar que, en Bermeo, mi pueblo, en donde desde el próximo 15 de junio Aritz Abaroa será alcalde apoyado en una contundente mayoría absoluta. Y en donde uno de cada dos votantes, concretamente el 52.59 de los que votaron en las elecciones europeas, se decantó por nuestra coalición.

Ahora toca volver al tajo, que no volver a empezar. porque no hemos dejado de estar aquí nunca. Durante los días de campaña hemos ido recogiendo inquietudes por todo el país y ya tengo material para varias iniciativas. La primera, por supuesto y tal y como prometí en el mitin de Bermeo, comenzar mi primera intervención con una palabra. Abante, el eslogan que eligió la candidatura de Aritz Abaroa para conducir su campaña electoral. Abante Europa, que también lo necesita.

Muchos preguntan por aquí, donde está el secreto de la fuerza de “La Roca”, o en otras palabras ¿Por qué gana el PNV?. Voy a tratar de resumirlo en unas pocas líneas. En primer lugar reúne personas de calidad haciendo equipo y trabajando en sintonía, en la misma direccion durante décadas. Eso produce liderazgos y políticas certeras que contribuyen a mejorar la vida de las personas. Cuando se recuperó parcialmente la autonomía Euskadi era una ruina industrial. Nadie se preocupaba entonces por los rendimientos del Concierto porque simplemente pensaban que el país no saldría adelante. Se organizó entonces un plan industrial que tenía cuatro ejes: formación, diversificación del tejido productivo, innovación e internacionalización. Se acertó de pleno. Mientras, en España, el ministro de industria decía que “la mejor política industrial es la que no existe”.

Hoy en Europa la política industria vasca se pone como ejemplo y el país ha pasado de disponer del 70% de la renta media europea al 121%. La comisaría de innovación hablando de Euskadi dijo un día en el pleno del Parlamento Europeo. “viendo el ejemplo de Euskadi, su cambio radical, y aprendiendo de lo que allí se ha hecho, hay luz y esperanza para Europa”. Mientras España sigue sin modelo de desarrollo sostenible y mantiene la apuesta de fiar su economía al turismo y el sector inmobiliario… Y eso la gente lo ve, lo sabe y lo aprecia.

En materia de acción social Euskadi también es un ejemplo en Europa. Cuando el concepto de renta básica era desconocido por estos lares, hace ya 30 años se puso en marcha en Euskadi (contra la opinión por cierto de los socialistas en el gobierno) la Renta de Garantía de Inserción. Hoy Euskadi gasta el 40% de lo que se dedica a esa materia en todo el estado. Y es solo una muestra del compromiso vasco con el gasto social. Las ratios de calidad, resultados y valoración de la sanidad o la educación, están en Euskadi muy por encima del estado. Y esa es también otra apuesta estratégica que tiene solera.

Y la tiene porque el PNV fue uno de los impulsores de la idea de la Europa protectora cuando en El Congreso de La Haya se preparaban los textos fundacionales de lo que sería la Democracia Cristiana Europea. Allí insistía en la idea de lo que hoy llamamos “pilar social”, en el mismo momento de la fundación de la Unión, un tal José Antonio Agirre y Lekube, miembro del PNV, lehendakari del primer gobierno vasco y antes gerente de Chocolates Bilbaínos, CHOBIL. Allí demostró con hechos, en la década de los 30 lo que era política social. Cualquiera puede encontrar en las actas del Congreso de los Diputados los elogios que al respecto lanzó sobre aquella experiencia Santiago Aznar, diputado y antes secretario general de la UGT en Bizkaia poniendo la experiencia como ejemplo de capitalismo con rostro humano, de política social cuando ese concepto ni existía.

Otro de los compromisos del PNV que reconoce, saludan, aprecia y apoya la ciudadanía es su compromiso con el desarrollo del autogobierno vasco, frente a actitudes más bien tibias cuando no frontalmente opuestas a él que exhiben otras formaciones políticas que pomposamente suelen autodenominarse “constitucionalistas”. Suelen presumir que son campeones del “estado de derecho” y partidarios del imperio de la ley, pero son maestros del incumplimiento. Nadie discute que el estatuto de Gernika, por ejemplo, no se cumple. Es más, algunos dicen que “ha llegado demasiado lejos” e incluso presumen del poder que les permite incumplirlo como cuando se jactan de no transferir la gestión de las prisiones a Euskadi porque “no conviene”. Si eso se suma con la exhibición impúdica que hacen de cómo controlan el poder judicial y el tribunal constitucional se comprende mejor el valor que la ciudadanía otorga a quienes, como el PNV ponen pie en pared frente a tamaño cachondeo.

El PNV ha demostrado además, a lo largo de su historia aprender de sus propios errores, saber evolucionar y proceder de un modo pragmático. Cuando tras la recuperación de las instituciones de autogobierno se gobernó con mayoría absoluta tendimos en ocasiones a xcinfundir el todo, el pais, con la pate, nosotros, el PNV. La escisión nos recordó que Euskadi es un país diverso y que construirlo requiere tratar de integrar en la tarea la mayor cantidad de voluntades y puntos de vista posibles. Así llegamos a lo que se llamó el “espíritu del Arriaga”. Y de allí han salido fecundios acuerdos con todo tipo de fuerzas y organizaciones. es aforma de ver y hacer está presente hoy en los trabajos de la ponencia que trata de actualizar el acuerdo de convivencia que es el Estatuto de Autonomía en el que nuestra posiciòn es clara: nadie puede impedir el debate pero nadie puede imponer su punto de vista.

No estamos en Euskadi ayunos de corrupción. Pero en Euskadi la incidencia de la corrupción es infinitamente menor que en nuestro entorno. Y la reacción de los partidos y dirigentes varía muy mucho respecto a la que se estila por allí. Basta un repaso a las valoraciones de transparencia Internacional para constatar que, en efecto, no hay punto de comparación en volumen ni en actitud frente a esta lacra que es una de las razones de la crisis en que se ha sumido el sistema político en los últimos años.

Finalmente, cabría recordar que los países, las sociedades, cada vez más abiertas, son atractivas cuando son viables, cuando ofrecen algún futuro. En las sociedades abiertas, modernas y diversas las pulsiones identitarias no son un problema sino parte de su riqueza y generan oportunidades. Lo que en verdad rompe la convivencia es el paro, la desigualdad, la marginación, la ausencia de un modelo de desarrollo sostenible e integrador. Los rompe la corrupción y la falta de libertades. Los rompe un sistema institucional en el que la división de poderes se resquebraja y deteriora, en donde los jueces operan al margen de los valores del espacio común de justicia y libertades europeo. Los rompen procesos judiciales contra políticos que en Europa se observan con asombro e incredulidad mientras supuestos progresistas oscilan entre la vergüenza de no decir ni “Pamplona” y la ignominia de aplaudir con las orejas. Oponerse racional y radicalmente a ese estado de cosas, denunciarlas aquí y en España y tratar de cambiarlas es otra de las cuestiones que la ciudadanía vasca retribuye  con sus votos.

 

 

 

 

.

 

 

 

 

 

 

Tags: , , , , , , , ,

Category: Blog

Comentarios (1)

Trackback URL | Comentarios Feed RSS

  1. Io dice:

    Pues si, ha revalidado usted el acta de eurodiputada.
    Asi que seguirà siendo una más de mis representantes en esa cámara, ya ve. Y me aguantaré, ¡qué remedio!, cuando actúe en contra de mis intereses políticos.
    Es. parte del precio a pagar por vivir en democracia, ser español y ciudadano de la Unión Europea.

    Evitese, si puede, y evitenos a los demás el bochorno de oírla criticando a la Justicia española a cuenta de las decidió es sobre los fugados Comin, Puigdemont y sobre Junqueras, en prisión y a la espera de Sentencia.

    Usted no está en el Parlamento Europeo para hacer labor de zapa contra las instituciones democráticas de España, ni para actuar como altavoz del PNV. Y lo sabe.

Deja un comentario