HAY QUE SEGUIR APOSTANDO DESDE LA UE POR LA PAZ EN IRLANDA DEL NORTE, UNA EXPERIENCIA UTIL PARA EUSKADI

| 10 septiembre 2018 | Responder

Esta tarde hemos comenzado las intervenciones que vamos a protagonizar en el pleno que celebra el Parlamento Europeo en Estrasburgo, abogando, en el transcurso de un debate sobre los efectos de los fondos de cohesión en Irlanda del Norte, porque la salida del Reino Unido de la Unión Europea no colapse el apoyo que se presta desde Bruselas al proceso de paz en aquella región. En línea con el contenido del informe que así lo defiende he destacado además que el proceso de reconciliación de Irlanda del Norte combinado con el efecto de otros fondos de reactivación económica es un ejemplo positivo para otras zonas de la Unión que han experimentado conflictos. Espero que la experiencia adquirida pueda ayudar en Euskadi. Y deseo que decirlo en voz alta en Estrasburgo no desate ninguna caja de los truenos.

Para evitarlo he tenido especial cuidado en destacar que el origen y el desarrollo del conflicto irlandés y el terrorismo de ETA no son comparables. Sin embargo, sí lo son algunas de sus consecuencias. Porque la utilización de la violencia deja un tremendo rastro en el conjunto de valores que comparte una sociedad, en el ejercicio de análisis y memoria que debe hacerse para superar el dolor y los efectos de la violencia. Son condiciones necesarias para proporcionar verdad, justicia y reparación a las víctimas.  Aprovechar las experiencias impulsadas por la UE y el conocimiento derivado de ellas en Irlanda del Norte que se proyectan en definitiva sobre este tipo de cuestiones es muy útil para resolver problemas de convivencia y valores sobre los que los vascos queremos seguir trabajando bien acompañados.

Lo digo además porque que la continuidad de este apoyo combinado entre fondos de cohesión y programa PEACE sigue hoy siendo fundamental para la consolidación del proceso de paz salido de los acuerdos de Viernes Santo. El PEACE es un ejemplo de cómo la Unión con compromiso político y financiero, ha contribuido, en suelo europeo, a la resolución de un conflicto reconciliando comunidades y promoviendo un desarrollo más justo. En todas las intervenciones en el pleno planeaba la misma preocupación. Hay una tremenda preocupación por cómo puede afectar a un proceso en el que se ha invertido tanto, en conocimiento, en apuesta política y en dinero el Brexit. En las instituciones comunitarias uno de los efectos más temidos del Brexit es su eventual influencia sobre la situación de Irlanda del Norte, tanto en lo que respecta a la cont9inuidad de los programas comunitarios como a la libertad de circulación y la situación de la frontera que separa este condado británico de la república de Irlanda

Esta ha sido mi aportación al debate que la Euro Cámara ha dedicado esta tarde en Estrasburgo a analizar el impacto de la política de cohesión de la Unión en Irlanda del Norte y a reivindicar que esta apuesta comunitaria se mantenga tras la salida del Reino Unido de la Unión. He aprovechado una referencia que hace el propio informe para manifestar mi total acuerdo con la idea de que estas políticas comunitarias son un modelo para otras regiones europeas que han vivido graves episodios de violencia, como el País Vasco. Una de las mayores vergüenzas de la campaña que condujo al “SI” a la salida del Reino Unido de la Unión Europea fue la enorme amnesia que los partidarios de la salida acreditaban respecto a las muy positivas aportaciones que los habitantes de las islas recibieron de las instituciones comunitarias. Todos saben que la paz en Irlanda del norte es uno de ellos. No era un problema irlandés. Era un problema para todo el Reino Unido. Ahora con la primera ministra Theresa May con enormes problemas para completar la salida, uno de los primeros puntos que debe resolver en las negociaciones es la situación de aquella “provincia” que se pacifico, en buena medida, gracias a los buenos oficios y el apoyo técnico financiero de Bruselas. Por estas razones el BREXIT no debe de ser obstáculo para  que se mantenga este apoyo ejemplar a la paz y la justicia social desde la UE. Tal apoyo está expresado en el próximo marco financiero plurianual con más de 1.000 millones de euros destinados a todos estos programas.

El documento que ha centrado este debate y cuyos contenidos se votarán mañana, refiere las aportaciones que se han realizado a la cohesión social de esta región británica desde el fondo social europeo, el de desarrollo rural, el fondo de desarrollo regional, el fondo marítimo y para la pesca y muy especialmente el programa PEACE. Este último en concurso con los cuatro anteriormente citados se centra en financiar programas de reconciliación entre comunidades. El informe considera que el apoyo a trabajos centrados en ella combinado con medidas específicas para mejorar la situación económica y social de las comunidades enfrentadas ha sido decisivo para consolidar la paz en Irlanda del Norte y considera este modelo un ejemplo para otras regiones europeas con conflictos u otras zonas del mundo.

 

 

 

Tags: , , , , , , ,

Category: Blog

Deja un comentario

Plugin creado por AcIDc00L: noticias juegos
Plugin Modo Mantenimiento patrocinado por: seo valencia