DEFENDER A LOS CREADORES Y PROMOTORES DE ESPECTÁCULOS NO ES CENSURAR INTERNET

| 12 septiembre 2018 | Responder

Hoy, sin ningún complejo, he apoyado a los creadores y promotores de espectáculos, incluidos los deportivos, en las votaciones sobre la directiva del copyright en el mercado digital. Creo que las fórmulas legales previstas en los artículos 11 y 13 de esta normativa para garantizar que estos profesionales puedan ser justamente retribuidos por los consumidores de sus obras es justo y es imprescindible para que sigamos disfrutando de contenidos de calidad. También he apoyado las enmiendas que permitirán a las pequeñas plataformas cumplir con los requisitos legales y técnicos establecidos para detectar los materiales sujetos a pagos de derechos de autor. Creo que necesitamos esta norma porque sabemos que sin estas medidas las grandes plataformas de internet capturan valor y recursos que generan los creadores con su trabajo. En el mercado digital prefiero estándares europeos, justos, sociales. Porque podemos contribuir a que funcionen en un mercado global por excelencia. Porque no podemos aplazar estas decisiones.  Y porque proteger a los creadores y promotores no supone ningún tipo de censura ni cortapisa en Internet. 

Al preparar mi lista de voto sobre esta directiva, técnicamente muy compleja pero igualmente muy necesitada de precisión, he pretendido apoyar las propuestas que contribuyen a tres objetivos básicos. El primero garantizar la supervivencia de los creadores culturales y promotores actualmente indefensos ante la ventaja que tiene los gigantes tecnológicos para restarles presencia en la cadena de valor que generan sus obras. Este es un asunto fundamental, además, para proteger las creaciones en lenguas minorizadas, que en el mundo digital son muchas más que las que así se consideran cuando este concepto no se refiere al ciberespacio. Igualmente hay que proteger sectores específicos como el deporte de acuerdo con la jurisprudencia europea sobre espectáculos de este ramo. 

El segundo objetivo es evitar que las condiciones que si deben cumplir las grandes plataformas para impedir que capturen valor que deberían recibir los creadores no lastren las posibilidades de innovar de los pequeños operadores de internet. No introducir algunas salvaguardas en este sentido, además de colocar en una desventaja objetiva a estas pequeñas empresas frente a los gigantes del sector, podría generar infinidad de litigios que no van a hacer ningún favor al objetivo principal. 

En tercer lugar, esta norma demuestra que la Unión Europea es capaz de proponer y desarrollar estándares económicos, comerciales y sociales que pueden funcionar a nivel global en un ámbito que lo es por excelencia, el ciber-espacio. Es una oportunidad para demostrar que, también en el ámbito de la creación de contenidos su circulación en el ciberespacio y su desarrollo en un mercado único digital, queremos que funcionen estándares sociales y económicos sostenibles, justos, europeos. Nuestra Unión es una referencia en materia de derechos y justicia social. En este campo tiene la obligación de marcar tendencia, de seguir siéndolo. Y auna aportación fundamental va a ser esta directiva. 

Porque viendo cómo ha evolucionado este mercado en los últimos años, lo que en ningún caso puede hacerse es dejar las cosas como están, porque las principales asociaciones de periodistas, cineastas, productores, escritores, creadores de todo tipo reclaman una retribución adecuada por su trabajo con todo el derecho y con el aval de una experiencia que demuestra que necesitamos esta regulación. Es paradójico que muchos de los que dicen defender este derecho a unas retribuciones dignas en otros sectores de actividad no hagan lo mismo con los trabajadores y emprendedores de la industria cultural. Un sector que tiene un peso creciente en la economía europea y que va a seguir creciendo en el futuro. 

Finalmente, Izaskun Bilbao me alegro de que se haya aprobado este mandato negociador porque seguir retrasando la aprobación de una nueva directiva de Copyright solo beneficia a las grandes corporaciones de Internet. Se ha demostrado que la actual normativa deja a los creadores inermes ante frente a estas compañías. En consecuencia, esta normativa es urgente y no podemos permitirnos el lujo de no dejarla aprobada en esta legislatura. 

En consecuencia y con el máximo respeto hacia quienes no comparten estas opiniones y a su capacidad de movilizarse en las redes sociales, quiero dejar bien claro que para que siga habiendo creación cultural, producciones de calidad, buenos espectáculos deportivos, hay que propiciar que los recursos que genera su disfrute sirvan para reinvertirlos en imaginación, en tecnología, en ingenio, en el tiempo que necesita un creador para reposar lo que percibe, pasarlo por el tamiz de esas habilidades que admiramos y ayudarnos a ver, interpretar y comprender el mundo en el que vivimos. eso es la cultura. Esa capacidad de reflexionar, de compartir la reflexión y convertirla en algo disfrutable nos trajo hasta aquí desde las cavernas.  

Hoy distribuir esas obras en una autopista para el conocimiento como es internet es una enorme oportunidad, porque da a la creación cultural en cualquier lengua, a espectáculos que no tendrían la menor oportunidad de presentarse a un público potencial de millones de personas una increíble potencialidad. Es justo retribuir también a los tecnólogos que han construido y mantienen esas autopistas, pero lo que no puede ocurrir es que los propietarios de la autopista que por el valor que añade, es justo que sea de peaje, no se queden con nuestro coche.

Tags: , , , , , , , , ,

Category: Blog

Deja un comentario

Plugin creado por AcIDc00L: bundles
Plugin Modo Mantenimiento patrocinado por: posicionamiento web