FUE INJUSTO. FUE UNA BARBARIDAD.

Esta semana he seguido desde aquí el incomprensible comportamiento que los representantes institucionales de la izquierda abertzale han mantenido en los homenajes a algunas víctimas del terrorismo y particularmente lo ocurrido con el caso de Isaías Carrasco. Recuerdo bien aquella barbaridad. Era entonces presidenta del Parlamento y un día más sonó el teléfono, poco antes de comer, para dar cuenta de otro drama gratuito, de otra indecencia.

De inmediato acudí a Arrasate y en el hospital me conmovió la talla moral y humana de la familia de Isaías. Recuerdo la entereza de Sandra Carrasco, su resistencia cívica, su reflexión sobre lo que iba a seguir encontrando en Arrasate los días siguientes, las miradas, los comentarios, ese mecanismo del odio, de la sinrazón que entonces campaba a sus anchas, cuando los adictos al poder instantáneo que otorga la violencia eran incapaces de la menor empatía con aquella familia trabajadora.

Aquellos comportamientos traen hoy estos lodos. Hay gente en ese mundo que trata de superar aquella negrísima forma de ser y de hacer. Acuden a los homenajes. Pero luego el “aparato” de aquella bestia, hoy afortunadamente en deconstrucción, se mira al espejo y no puede, por el momento admitir su propia fealdad. Son demasiadas trayectorias personales afectadas por tan duro examen de conciencia. Demasiadas personas las que cuando reconozcan que fue injusto, tendrán que apuntarse su pate alícuota de responsabilidad en el sufrimiento causado. Y cargar para siempre con la culpa de no haberse rebelado a tiempo.

Así que eso de admitir que en una declaración institucional se declare algo tan simple, tan cierto y tan directo como que todo aquello fue injusto costará. Pero que nadie dude que nuestro país, aún herido por las consecuencias de la violencia lo necesita. Lo necesitan las calles estrechas de muchos cascos antiguos en las que en el mejor de los casos algunas miradas, antes de odio, parecen querer rolar ahora hacia una respetabilidad confortable que necesita mucho más que amnesia. Que pide contricción.

Por eso estas enmiendas pretenden ayudar a que en el ámbito material, jurídico y político quede claro un lema que hay que instalar frente al terrorismo y la violencia: “fue injusto”. Desde las instituciones debemos hacer un esfuerzo para reparar el sufrimiento causado y ese es el objetivo de estas propuestas. Es la mejor manera de plasmar el apoyo y la solidaridad hacia las víctimas en  su conjunto. Pero además así queda retratado en toda su crudeza el incomprensible comportamiento de quienes no se atreven a reconocer que  la violencia y los crímenes que ampararon o incluso jalearon hace pocos años fueron injustos. Fueron una completa barbaridad”.

Por eso esta semana he trabajado muy intensamente para mejorar la atención a las víctimas del terrorismo en toda Europa. He presentado cinco medidas para mejorar el contenido y cumplimiento de la directiva europea de atención a las víctimas de delitos. El objetivo de las mismas es facilitar que puedan acceder a los programas de asistencia a través de recursos homogéneos y conocidos en toda Europa, mejorar la posición de las mismas en los procesos penales, e incorporar a regiones y autoridades locales a la planificación de estas políticas para mejorarlas. Finalmente propone añadir una dimensión práctica que complete la vertiente simbólica  al día internacional de las víctimas del terrorismo que se celebra hoy.

Las aportaciones que he presentado se concretan en catorce enmiendas presentadas en el trámite parlamentario de la moción que prepara la euro cámara para contribuir a la revisión de esta directiva que se aprobó en 2012. Entre las más novedosas se incluye la creación en todos los estados miembros de una web con dominio europeo reconocible y conocido por toda la ciudadanía que incorpore una ventanilla única para que las víctimas de un atentado accedan a los programas de asistencia y puedan recibir orientación e incluso ser representadas en trámites ante distintas administraciones.

El diseño propuesto sugiere que esa denominación única europea debería activarse ante un atentado completando la dirección con el nombre de la localidad en la que ocurra de modo que cualquier persona afectada disponga de una referencia cierta y segura para conectar con la asistencia. Por esa razón se aconseja que en el nombre genérico de la página se incorpore la referencia europea de emergencia 112. Igualmente se aboga por la incorporación de información sobre este tipo de programas a la carta de servicios del 112.

Queremos además anadir una vertiente operativa y práctica a la simbólica que tiene el Día Internacional de las Víctimas del terrorismo. Por ello proponemos realizar un encuentro bianual a nivel europeo para compartir buenas prácticas y recoger testimonios de personas afectadas por los atentados como mecanismo para poner en marcha una evaluación sistemática de la utilidad y funcionamiento de esta norma europea. Además creo imprescindible que las autoridades locales y regionales se integren en el diseño y planificación de las políticas sobre víctimas a la vista de que son éstas habitualmente las que prestan la mayor parte de los servicios a las personas afectadas.

Otras aportaciones se centran en mejorar la posición de las víctimas en el proceso penal, especialmente cuando los afectados residen en otros estados distintos al que padece el acto criminal. Así se plantean medidas concretas para garantizar la gratuidad para las víctimas que deban intervenir en un proceso penal, un régimen lingüístico adaptado a ellas y garantías para que, en todo momento conozcan el futuro penal de sus victimarios, especialmente cuando estos han sido condenados a penas de prisión y se produce alguna excarcelación.

Las aportaciones a este texto se suman a las que realicé en el trámite que condujo a la aplicación de esta directiva en 2012 que me llevaron a valorar que esta norma tiene “label vasco”. En aquel conseguimos incorporar al texto numerosas enmiendas redactadas tras un intenso trabajo de intercambio con las asociaciones de víctimas del terrorismo. En el momento de aprobarse la directiva no se habían producido en suelo europeo algunos de los ataques más crueles del terrorismo internacional. Este hecho, unido a las dificultades experimentadas en algunos estados para trasponer esta directiva ha animado una revisión de sus contenidos para propiciar un mejor cumplimiento de la misma por parte de los estados miembros.

 

 

 

 

 

 

Tags: , , , , , , , ,

Category: Blog

Comentarios (9)

Trackback URL | Comentarios Feed RSS

  1. Io dice:

    Si. fue INJUSTO, fue una BARBARIDAD, fue un proyecto totalitario, antidemocratico y violento….que el PNV disculpó demasiadas veces, alentó siempre que le convino y silenció cobarde y cruelmente a las víctimas de ETA, incluso a pesar de los zarpazos aue recibió directamente de la banda.

    Ya que sigue gobernando en la CAPV, le toca al PNV trabajar a fondo por erradicar del escenario la valoración romántica y heroica de los terroristas etarras, le toca cortar de raíz el despliegue propagandístico que hace de cualquier etarracondenado un “héros por la libertad”.

    Trabajo tienne por déplante, en ese tema; otra cosa es que est en dispuesto a acometerlo

  2. Io dice:

    Salen ahora algunos, ahí, con esas ideas de unas “pensiones vascas”…
    Que magnífica oportunidad tiene el PNV para hacer pedagogía desde Deia explicando cuánto nos costó la barbaridad de ETA hasta hoy. económicamente, en dinero contante y sonante, que es una grandísima millonada.
    ¿Por qué no se animan a cuantificarlo de una vez?
    Esos recursos NO se han podido dedicar a otras cosas.
    ¡Qué lástima!

  3. Io dice:

    http://www.deia.eus/2018/03/17/economia/euskadi-debe-hacer-viable-un-sistema-de-pensiones-propio-para-que-vivamos-con-tranquilidad

    Pero Deia no parece interesado en ilustrar a la ciudadanía, en ese asunto del coste económico de las barbaridades del proyecto etarra hasta hoy.

    El PNV sigue instalado en su alianza con el secesionismo cuatribarrado y sigo usando la vigencia del 155 en Cataluña para no hablar de los PGE. Un cinismo espectacular que exhiben con las buenas formas habituales de su portaviones en el Congreso de los Diputados.

  4. Francisco dice:

    Usted no tiene ni idea de qué habla. Esta señora es la primera polìtica que yo recuerdo (soy policìa nacional) que nos dejo hablar en un acto publico sobre víctimas para explicar por lo que hemos pasado. Nadie nos había lo había pemitido hasta entonces. Nadie ha querido escucharlo ni lo ha contado después. Es muy duro admitir que nos utilizaron como carne de cañón, que fuimos tratados pero que animales, que no se nos reconocieron las bajas y que ahora, con la ley de víctimas en la mano no se nos puede indemnizar gracias a aquellos impresentables comportamientos. Yo tuve que oir a un ministro una vez tras una operación policial en la que murieron dos compañero y tres etarras: “hemos ganado: 3 a 2”. Simplemete inhmano.
    Pues bien, esta señora, a la que yo respetaré siempre organizó una exposición que estuvo en el Parlamento Vasco, en el congreso y en otros parlamentos e invitó al presidente de nuestra asociación de Víctimas Paco Zaragoza a hacer el discurso inaugural. En el Parlamento Vasco. Respeto para quién se arevió a organizar el primer homenaje a un guardia civil asesinado en el parlamento vasco. Respeto, ignorante. Si todos los políticos fuesen como esta señora otro gallo cantaría

  5. Io dice:

    ¡Qué saludable resulta acudir a este texto de los años 30, de nuestro Nobel de Medicina de 1906, el agudo observador que fue Santiago Ramón y Cajal!

    ESCRITO DE SANTIAGO RAMON Y CAJAL DE 1934
    MEMORIA HISTORICA.- DON SANTIAGO RAMÓN Y CAJAL: LA INGRATITUD

    Don Santiago Ramón y Cajal, Premio Nobel de Medicina en 1906:

    «Deprime y entristece el ánimo, el considerar la ingratitud de los vascos, cuya gran mayoría desea separarse de la Patria común. Hasta en la noble Navarra existe un partido separatista o nacionalista, robusto y bien organizado, junto con el Tradicionalista que enarbola todavía la vieja bandera de Dios, Patria y Rey.

    En la Facultad de Medicina de Barcelona, todos los profesores, menos dos, son catalanes nacionalistas; por donde se explica la emigración de catedráticos y de estudiantes, que no llega hoy, según mis informes, al tercio de los matriculados en años anteriores. Casi todos los maestros dan la enseñanza en catalán con acuerdo y consejo tácitos del consabido Patronato, empeñado en catalanizar a todo trance una institución costeada por el Estado.

    A guisa de explicaciones del desvío actual de las regiones periféricas, se han imaginado varias hipótesis, algunas con ínfulas filosóficas. No nos hagamos ilusiones. La causa real carece de idealidad y es puramente económica. El movimiento desintegrador surgió en 1900, y tuvo por causa principal, aunque no exclusiva, con relación a Cataluña, la pérdida irreparable del espléndido mercado colonial. En cuanto a los vascos, proceden por imitación gregaria. Resignémonos los idealistas impenitentes a soslayar raíces raciales o incompatibilidades ideológicas profundas, para contraernos a motivos prosaicos y circunstanciales.

    ¡Pobre Madrid, la supuesta aborrecida sede del imperialismo castellano! ¡Y pobre Castilla, la eterna abandonada por reyes y gobiernos! Ella, despojada primeramente de sus libertades, bajo el odioso despotismo de Carlos V, ayudado por los vascos, sufre ahora la amargura de ver cómo las provincias más vivas, mimadas y privilegiadas por el Estado, le echan en cara su centralismo avasallador.

    No me explico este desafecto a España de Cataluña y Vasconia. Si recordaran la Historia y juzgaran imparcialmente a los castellanos, caerían en la cuenta de que su despego carece de fundamento moral, ni cabe explicarlo por móviles utilitarios. A este respecto, la amnesia de los vizcaitarras es algo incomprensible. Los cacareados Fueros, cuyo fundamento histórico es harto problemático, fueron ratificados por Carlos V en pago de la ayuda que le habían prestado los vizcaínos en Villalar, ¡estrangulando las libertades castellanas! ¡Cuánta ingratitud tendenciosa alberga el alma primitiva y sugestionable de los secuaces del vacuo y jactancioso Sabino Arana y del descomedido hermano que lo representa!.

    La lista interminable de subvenciones generosamente otorgadas a las provincias vascas constituye algo indignante. Las cifras globales son aterradoras. Y todo para congraciarse con una raza(sic) que corresponde a la magnanimidad castellana (los despreciables «maketos») con la más negra ingratitud.

    A pesar de todo lo dicho, esperamos que en las regiones favorecidas por los Estatutos, prevalezca el buen sentido, sin llegar a situaciones de violencia y desmembraciones fatales para todos. Estamos convencidos de la sensatez catalana, aunque no se nos oculte que en los pueblos envenenados sistemáticamente durante más de tres decenios por la pasión o prejuicios seculares, son difíciles las actitudes ecuánimes y serenas.

    No soy adversario, en principio, de la concesión de privilegios regionales, pero a condición de que no rocen en lo más mínimo el sagrado principio de la Unidad Nacional. Sean autónomas las regiones, mas sin comprometer la Hacienda del Estado. Sufráguese el costo de los servicios cedidos, sin menoscabo de un excedente razonable para los inexcusables gastos de soberanía.

    La sinceridad me obliga a confesar que este movimiento centrífugo es peligroso, más que en sí mismo, en relación con la especial psicología de los pueblos hispanos. Preciso es recordar –así lo proclama toda nuestra Historia– que somos incoherentes, indisciplinados, apasionadamente localistas, amén de tornadizos e imprevisores. El todo o nada es nuestra divisa. Nos falta el culto de la Patria Grande. Si España estuviera poblada de franceses e italianos, alemanes o británicos, mis alarmas por el futuro de España se disiparían. Porque estos pueblos sensatos saben sacrificar sus pequeñas querellas de campanario en aras de la concordia y del provecho común.
    ********
    Palabras de Don Santiago Ramón y Cajal (El Mundo a los Ochenta Años. Parte II». Madrid 1934)

    Sin comentarios a éstas palabras de uno de los españoles más grandes de los siglos XIX y XX.

    Fuente: https://wikiblues.net/escrito-de-santiago-ramon-y-cajal-de-1934

    *******

    La exposicion que visité el 29 en Nueva York, en la Grey Gallery, me llevó a pensar sobre este gran hombre. Su papel como investigador fue puntero y rompió el aislamiento científico de España y el desdén con que nos veían en el resto del mundo, no siempre con razon. En efecto, Isaac Peral, De la Cierva, por ejemplo, son dos nombre importantes también.

    https://wikiblues.net/escrito-de-santiago-ramon-y-cajal-de-1934

  6. Io dice:

    En el siglo XX hemos tenido mas capacidad científica y tècnica, a medida quel nos recupera amos de la sangria de la guerra civil y troca amos ruralimad de supervivencia por horizontes urbanos, emigracion y apertura al turisme.
    En ese largo período destaca la figura de un vasco, el ingeniero Alejandron Goicoechea con su idea del TALGO hoy materializada en varios paises del mundo.
    Dejo ell relato escrito por otros sobre este vasco, cuya vida no cuadro con los cliches de la propaganda del PNV, ni con las de otros.

    El cambio de bando de Alejandro Goicoechea

    Este mes (febrero de 2017) se cumplen ochenta años desde que el elorriano impulsor del Cinturón de Hierro de Bilbao e inventor del TALGO se sumó a los facciosos en Arlaban

    Un reportaje de Iban Gorriti

    EL próximo día 27 se cumplirán ochenta años del paso de Alejandro Goicoechea Omar del bando republicano al sublevado contra la legítima Segunda República, en días de Guerra Civil. Nacido en Elorrio y más adelante inventor del tren Talg,según investigadores consultados, ya tenía pactado con los fascistas su llegada ese día a las posiciones de la IV Brigada de Navarra.

    La traición se llevó a cabo de noche en Ventabarri -grafía de la época-, en el puerto de Arlaban. Junto a él también dieron el paso otras personas. Una de ellas fue Unceta, hijo del marqués de Casa Jara, también natural de Elorrio. Goicoechea llevó consigo los planos del Cinturón de Hierro, sistema de fortificación de resistencia ante el avance de los militares golpistas y sus aliados. Este sistema de trincheras, abrigos, nidos de ametralladoras de hormigón y otras fortificaciones fue diseñado por el comandante Alberto Montaud y Noguerol. Lo llevaron del papel al terreno los capitanes Alejandro Goicoechea y Pablo Murga, que fue fusilado. Cuando estos dos últimos faltaron, se hizo cargo de él Vicente Aguirre, ingeniero de caminos de la Diputación de Bizkaia. El Gobierno Provisional de Euzkadi le dio a Goicoechea ese mismo día el grado de capitán que había alcanzado en el Ejército español y que el vizcaino había abandonado en Madrid para trabajar en el ferrocarril La Robla en Balmaseda. Un año después, el bando faccioso también cumplió esta acción. Casi cuatro meses después del aquel 27 de febrero, los fascistas ocuparon la villa de Bilbao el 19 de junio de 1937.

    orígenes Alejandro Goicoechea Omar nació en Elorrio el 23 de marzo de 1895 y falleció el 30 de enero de 1984 en Madrid. Cursó estudios de bachillerato en el colegio de los padres jesuitas de Orduña. Este hijo de un farmacéutico vizcaino ingresó en la Escuela de Ingenieros del Ejército, en Guadalajara. Al terminar los estudios, con el rango de teniente, fue destinado al regimiento de ferrocarriles de Madrid.

    A los 25 años se apartó del Ejército, con el grado de capitán, e ingresó en la Compañía de los Ferrocarriles de La Robla en Balmaseda, donde trabajó durante veinte años. En la villa vizcaina estuvo a punto de ser concejal por el Partido Monárquico en las elecciones del 12 de abril de 1931. El Ayuntamiento de Balmaseda ha cotejado la información y confirma que en las actas municipales no hay constancia de su presencia. Goicoechea abandonó este municipio para residir en Bilbao tras las siguientes elecciones en las que ya no participó.

    Llegó la Guerra Civil y, tras trabajar en el Cinturón de Hierro, se pasó al bando golpista el 27 de febrero de 1937. Un año después, Goicoechea presentó sus teorías en el Congreso de Ciencias de Santander de 1938.

    Más adelante desarrolló sus investigaciones en Madrid, con la ayuda financiera de José Luis Oriol, padre de José María y Lucas María, de Oriol y Urquijo, con quién fundó en 1942 la compañía Patentes Talgo S.A. Sin embargo, Goicoechea volvió a dar un giro de 180 grados y se desvinculó de la compañía, antes incluso de que se produjera la inauguración oficial de la primera unidad del Talgo.

    El tren fue construido en Estados Unidos y realizó su primer recorrido el 14 de julio de 1950 a lo largo de la línea Madrid-Hendaia. Fue presentado como “el más alto exponente de la tecnología española”.

    currículum Otros proyectos del elorriano no vieron la luz: ejemplo de un Tren Vertebrado de Gran Canaria o un plan que cruzara el estrecho de Gibraltar. En una entrevista concedida a RTVE, Alejandro Goicoechea se autodefinía pocos años antes de morir en la capital española como “enemigo de la guerras” y como persona que no se dejaba mandar.

    Otra curiosidad sobre el Talgo que inventó es que hubo un intento en Euskadi de construir un Talgo de vía métrica, según informa Juanjo Olaizola, del Museo de Ferrocarril. Su origen se remonta a los propios inicios de esta propuesta tecnológica, cuando todavía se estaban efectuando en la red de Renfe las pruebas con el primer prototipo, el denominado Talgo I. “Fue en el otoño de 1943 cuando los responsables de la recientemente constituida Patentes Talgo S. A. contactaron con los responsables de la Compañía de los Ferrocarriles Vascongados para proponer la explotación de sus trenes en la importante línea de vía métrica de Bilbao a Donostia”.

    El proyectó acabó abandonado y, como matiza Olaizola, “pese a los años transcurridos, jamás ha circulado en un tren Talgo sobre vías de ancho métrico”.

    Publicado el 22 febrero, 2017
    Autor adminCategorías Sin categoríaEtiquetas goicoechea, guerra civil, historia de los vascos, Iban Gorriti

    http://blogs.deia.eus/historiasdelosvascos/2017/02/22/el-cambio-de-bando-de-alejandro-goicoechea/

  7. Io dice:

    Y es que se pueden decir muchas cosas buenas de vascos, ¡naturalmente!
    En el asunto del TALGO
    Tren
    Articulado
    Ligero
    Goicoechea
    Oriol

    Goicoechea pudo la idea, Oriol puso el dinero para desarrollar la idea, materializarla y lograr un gran resultado
    Pero la guerra civil se cruzó y estuvo a punto de echarlo todo a perder.
    Ni Goicoechea ni Oriol, ambos vascos, eran nacionalistas, ¡para nada!

    La guerra civil no se los llevó por delante y pudieron poner en marcha sus proyectos.

    https://m.youtube.com/watch?v=LtUfKcddOIQ

  8. Io dice:

    Hoy TALGO, como empresa, tiene puestos sus productos en muchos países.

    Una buena idea y la financiación necesaria, lograron sacar adelante un buen producto industrial.
    Eso es lo importante, no si eran de Calasparra o de Roses.

    https://www.talgo.com/es/sobre-nosotros/talgo-en-el-mundo/

    Así ha sido con vascos que construyen, mientras otros vascos destruyen u otros hacen de medio pensionistas, que de todo hubo, hay y habrá.

    Bueno será, pienso yo, fomentar la creatividad y la excelencia sin encerrarse en esencias patrias, todo lo románticas que se quiera pero escasamente solidarias.

    Y ahora no me saquen el cuento, desde el PNV,,de que no van a concertar con el Gobierno de la Nación la aprobación de los PGE “porque el 155 sigue activado ( pero poco ) en Cataluña” .

    Vean sus alternativas:
    O le aprueba los PGE a Mariano Rajoy
    O aceptan el reto de un adelanto electoral con la posibilidad de que gobierne Ciudadanos cómodamente.

    ¿Lo van teniendo claro en el PNV?

    Y si, estamos de acuerdo,, mi señora eurodiputada:
    FUE INJUSTO, FUE UNA BARBARIDAD.

    Ni impunidad, ni olvido, justicia y reparación en lo que quepa.

    Salud y saludos.

  9. Io dice:

    Vale, que José María de Oriol y Urquijo era de Santurce.
    ¡Vale, era de Santurce!
    Y el que fuera alcalde de Bilbao entre 1939 y 1941 no lo hace “vasco de pata negra”, por màs que dirigíera Bilbao bastante màs tiempo que el Aguirre Lehendakari dirigió un reducció y menguante territorio vasco.
    Mal lo tuvo para ser considerado ni “vasco asimilado” – remedando la terminología del profesor Tobeña – habiendo sido puesto al frente de la Junta de Guerra Carlista de Vizcaya en enero de 1937.

    Rectifico, Oriol no era vasco de nacimiento. Era muy suyo, tanto que fue uno de los 59 procuradores de las Cortes franquistas que, tras la muerto de “su Caudillo”, votaron el 18 de noviembre de 1976 en contra de la aprobación de la Ley para la Reforma Política que derogaba los Principios Fundamentales del Movimiento y abría la puerta al cambio de régimen y a la democracia, sin ruptura, de la ley a la ley.

Deja un comentario

Plugin creado por AcIDc00L: noticias juegos
Plugin Modo Mantenimiento patrocinado por: seo valencia