VER, OIR, SUFRIR Y…APRENDER.

El terremoto que se vive estos días por allí en torno a los presuntos pagos en dinero negro que podrían haberse producido en el partido popular están teniendo sus réplicas por aquí. La semana pasada, cuando salía de Bruselas cada persona que te encontraba por los pasillos te pedía un pronóstico.  ¿Que va a ocurrir? Y es que el tema estaba en las portadas de todos los grandes medios internacionales. 

Me gustaría, la verdad que este episodio fuese una pesadilla. Me gustaría despertarme y que nada de esto hubiese ocurrido. Porque es dramático que pase por lo que significa. Y porque es demoledor para un sistema que necesita credibilidad y liderazgo si queremos salir de la gravísima situación económica e institucional en que vivimos. 

El problema es que la cosa pinta fatal. El problema es que cada vez que aparecen nuevos datos, avalados siempre con facturas, documentos contables y apuntes indudablemente realizados por un señor como Barcenas que se ha revelado como un extraordinario “emprendedor”. Recordemos que con un salario muy bueno pero un salario al fin al parecer sobre 200.000 euros al año ha conseguido amasar una fortuna de 22 millones y se ha acogido a la famosa amnistía fiscal para blanquear diez. 

El problema es que todo cuadra. El problema es que el “milagro económico español” del que tanto presumía José María Aznar, basado en su ley del suelo, se ha revelado para empezar insostenible. Y además una fuente de “oportunidades” para pícaros. Y así han ido aflorando casos de corrupción que sonaban bastante parecido. Suelo, construcción, recalificaciones, comisiones intermediarios y pasta, mucha pasta que surgió del frío y que es el origen del agujero que martiriza nuestra prima de riesgo, aturullan nuestro sistema financiero secan las fuentes de financiación para las empresas, cooperativas y autónomos y nos han colocados a todos ante la verdadera factura del modelo Aznar. 

Pícaros, vividores, descuideros, puede haber en todas partes. Pero hay diferencias de cantidad y también hay enormes diferencias en calidad. Hay partidos (los dos grandes son un ejemplo en eso)  que se vuelcan con los suyos hasta que la evidencia hace sonrojante el apoyo. Bárcenas es un arquetipo de esa conducta. Un señor encausado con un patrimonio tan floreciente como inexplicable estaba hace cuatro días sentado en Génova, con coche y secretaria. Pero los socialistas tampoco pueden hablar muy alto porque han vivido episodios esperpénticos. Tengo para mí que no es el menor pagar un chalet a tocateja con billetes de 500 euros, fraude por cierto puesto a disposición del fiscal por quienes el anterior lehendakari decía que “apoyan a los defraudadores”. La persona en cuestión sigue en su puesto. Tengo para mi que el trato mediático que recibió hubiese sido muy diferente si el implicado hubiese pertenecido a nuestro partido. 

Yo creo de verdad que todos no funcionamos así. Nadie está libre de que aparezcan en sus filas personas sospechosas de haber incurrido en alguna conducta impropia. Pero en nuestro caso yo lo que recuerdo es una lista breve. Y también recuerdo que fueron actuaciones auspiciadas por los propios rectores de la administración afectada las que denunciaron las conductas irregulares y llevaron adelante, cuando fue preciso en colaboración con la autoridad judicial, las investigaciones y depuración pertinentes. 

Ese es, por ejemplo, el esquema que cuadra al llamado “caso Bravo”  en la Hacieda Foral de Gipuzkoa, o lo que ocurrió con el director financiero del Guggeheim. Yo misma, a lo largo de mi carrera en el Gobierno he intervenido en algún asunto de ese tipo y siempre he tenido instrucciones perfectamente claras. 

Lo mismo ocurrió en el caso Miñano, aún sub-judice. Por el momento no hay sentencia, pero hay imputaciones, lo que conllevó el inmediato cese de las personas implicadas y la entrega de sus carnets de militantes del partido nacionalista vasco. Encabezaron aquellas medidas el hoy lehendakari y el diputado general uno de suyos cargos esta presuntamente implicado en los hechos. Por cierto que la sola sospecha de que hubiesen ocurrido estos hechos nos pasó factura electoral, algo que tampoco ocurre en otros lugares.   

Pero para mi el ejemplo entre los ejemplos es anteponer los principios al poder. Hya cosas por las que no se puede pasar. Nosotros no gobernamos la diputación foral de alava. Pyudimos hacerlo, pero el precio era además de indecente, una estafa para la ciudadanía.  Encima eran “izquierdistas-progresistas”. No aceptamos. Yo estoy muy orgullosa de ello y del ejercicio de transparencia que hizo nuestro candidato Xabier Agirre en dónde hay qye hacerlo, las Juntas Generales para explicar dónde estaban las “diferencias programáticas” que impidieron a las dos junteras de IU apoyar a nuestro candidato. Os animo a que veáis este vídeo. Perdimos el poder, pero seguimos teniendo principios. 

El precio fue claro: pasamos a la oposición en las Juntas Generales y el diputado general es del PP. Pero en las últimas elecciones una de las cosas que la gente retribuyó fue ese comportamiento. Fuimos entonces tercera fuerza política, bien es verdad que a escasa distancia de las dos primeras. Hoy somos claramente la primera.  Eso es predicar con el ejemplo: el poder no se persigue ni se obtiene a cualquier precio.

 Visto como esta el patio, la verdad es que me sorprende que este tipo de cosas no se recuerden en las miles y miles de páginas y horas de radio y televisión que se están dedicando al tema. Me sorprende que nadie repare que, casualmente, en el sitio en el que se registran menos casos de corrupción y en el que se castigan más electoralmente y desde las estructuras de los partidos es dónde la gestión pública ofrece mejores resultados. Porque no es casualidad que Euskadi sea la única región europea capaz de multiplicar por diez su PIB en treinta años, partiendo de una situación de cuasi bancarrota, con unos increíbles niveles de desempleo y un verdadero desierto productivo. 

Los datos, tozudos, están ahí. Mientras unos ponían bombas, asesinaban, destruían, extorsionaban y otros nos acusaban de colaborar con el terrorismo a la vez que de ser unos aldeanos ignorantes cerrados en nosotros mismos,  aquí se desarrollaban unas políticas de promoción de la economía real que han dado resultado. Ahora, sin violencia se reconocen en Europa como un ejemplo a seguir. Nuestra bicefalia, la proximidad entre administración y ciudadanía, la seguridad de que ningún nacionalista vasco está pensando en hacer carrera en otro sitio, nuestra dimensión y un concepto claro sobre el esfuerzo personal y la capacidad de superación nos han traído hasta aquí.  Estamos viviendo un drama. Aprendamos de él, reforcemos los valores que por el momento nos salvan de la quema y pensemos cómo podemos incrementar la transparencia y las garantías para que nada de lo que estamos viendo pueda repetirse.

Tags: , , , , , ,

Category: Blog

Comentarios (12)

Trackback URL | Comentarios Feed RSS

  1. Bittor López de Sosoaga dice:

    Kaixo: Sigo manteniendo que todos los políticos/as no son/sois iguales.Tu texto de hoy
    recuerda unas palabras de Cela cuando terminó “Oficio de Tinieblas 5″.Esto no es una novela, sino la purga de mi corazón”.Así demuestras cómo nuestros errores nos sirven para ” aprender “. Al mismo tiempo, te curas en salud del descarado “Y tú más” ..Dice Benedetti que la vocación( también la del político) suele estar a pocos centímetros de la equivocación”.Algunos se equivocaron,pero a su favor.”El grado de corrupción y envilecimiento es tal que,la incredulidad o la indiferencia absoluta serían más que comprensibles..Pero no quiero perder la fe en la política,el arte de gestionar cuanto tiene que ver con la vida común de una sociedad” afirma Joxe Agirre y aporta ideas.”Atajar la opacidad y endogamia de los partidos.Plena transparencia de todas las cuentas..garantía de independencia del poder judicial”
    A los momentos críticos, les suelen suceder motivos de esperanza creativa.Änimo.
    Mila esker zure lanagaitik,Izaskun,eta benetako baloreak segi sakontzen..Bittor

  2. Anonimando dice:

    Prefiero aldeanos ignorantes que listillos engominados … Antes o después se pasan de frenada….

    En mi humilde opinión esto va a terminar en la mayor reforma estructural del Estado Español en toda su historia. La forma en la que se se llegue a ello… será cuestión del apego al sillón que hayan desarrollado ciertos personajes…

    Yo cada día veo a la gente más revuelta. Lo que todavía no tengo del todo es cual será el epicentro (Madrid, Barcelona,…)… De momento voto por Barcelona… su referendum puede resultar un catalizador perfecto al afloramiento de todo tipo de frustaciones… Pero solo es mi opinión.

    P.D: En caso de restructuración… Alerta roja!! que no pretenda esconderse menor autogobierno bajo una denominación mas atractiva.

  3. Txol dice:

    Ver,oir,sufrir y aprender… a no trincaaaaaaaaarrrr????, quienes tienen que aprender ??? te puedo asegurar que en la escala piramidal yo estoy muy por debajo sube,sube,sube sube y sigue subiendo endo, endo, endo y acaba en los Borbones ones,ones,ones…. Que me expliquen como …..ones se puede gastar 4800 pavos (como dices tu ..pavos) en confeti y dos millones de personas sin un centimo de euro, mas todos los parados.Ojala que en Madrid les monten un Dos de Mayo a toda esta chusma,parasitos,vividores.
    Musus Izaskun

  4. Iñaki Ortiz dice:

    Kaixo, Izaskun:

    Estoy de acuerdo contigo en que ni todos los políticos ni todos los partidos son iguales, al igual que la conciencia cívica tampoco es la misma en todos los territorios de las Españas (creo que en Euskadi estamos un poco mejor, pero sin echar cohetes, porque el “mérito” es, sobre todo, de la situación bochornosa que se vive en otras partes). La cuestión, desde mi punto de vista, es que el funcionamiento de lo público no puede estar al albur de comportamientos personales.

    El problema de la corrupción en España es estructural. No hay división real de poderes, no hay mecanismos de contrapeso. No puede ser que los partidos políticos nombren a los jueces que les tienen que juzgar o designen la composición de los órganos que les tienen que controlar (como el Tribunal de Cuentas). Este sistema tiene todos los mimbres para que florezca la corrupción política.

    Hay que regular los mecanismos de control, evaluación, rendición de cuentas, transparencia, etc. que, si no las eviten, al menos dificulten las prácticas de corrupción. Y no pueden ser mecanismos de aplicación voluntaria, en función de lo bueno, abierto y honrado que sea cada uno, sino que deben ser prácticas obligatorias. Cada gobierno y cada órgano de la Administración tendría que estar obligado a publicar sus objetivos, sus indicadores, su grado de cumplimiento, sus ingresos y sus gastos, sus contratos, su plantilla, sus retribuciones, la evaluación de sus políticas, etc. Y tendría que haber órganos de control y evaluación realmente independientes que hicieran un seguimiento “actualizado” del funcionamiento de todos los poderes públicos. No puede ser que las sentencias salgan con decenios de retraso, porque ya no valen para nada. Y no puede ser que el Tribunal Vasco de Cuentas esté auditando los primeros ejercicios de la legislatura pasada. No puede ser que este tipo de órganos sirvan, sobre todo, como cementerio de elefantes. Hay nos estamos retratando y evidenciando la importancia que le damos a este tipo de órganos y de controles.

    Hay mucho por hacer, porque es muy poco lo que se ha hecho para mejorar los mecanismos que hagan más difícil la corrupción. Pero mecanismos, haberlos haylos.

    Está bien que los políticos sean honestos, pero vamos a poner los medios para que el propio “sistema” propicie que lo sean.

  5. Te agradezco la aportación y además te doy la razón. Hay mucho que mejorar en ese terreno y reformas evidentes para hacer. Pero hasta ahora, tambiên reconocerás conmigo que cualquier propuesta en esa dirección que se ha hecho y se ha hecho precisamente desde las periferias siquiera se ha considerado.

    Yo creo que hay que empezar por la transparencia y por la corresponsabilidad. Nosotros no somos propietarios de las atribuciones que nos corresponden cuando ocupamos un cargo público. Tenemos un contrato con los ciudadanos y las ciudadanas que son quienes nos empoderan y tenemos que buscar una relación más cercana e interactiva con ellos. Tenemos que ser gestores de su conocimiento también. Solo ese planteamiento cambia por completo el paradigma. Ya intentamos algo muy serie en esta dirección en el parlamento y no he escuchado reflexión alguna sobre porqué se ha limitado, reducido y despreciado aquel intento sincero y operativo de trabajar de otra manera.

    Creo que también el tamaño importa. Aquí resulta especialmente llamativo y muy complicado de ocultar el tránsito de una situación patrimonial digamos ordinaria o relacionada al menos con tus ingresos ordinarios a la opulencia. Somos una especie de peque a ciudad europea por número de habitantes y por dimensión y casi estamos en disposición, a esos efectos, de conocernos todos. Ese acercar la responsabilidad a la ciudadanía es bueno también por eso.

    Tienes razón, los mecanismos de control funcionan entre mal y muy mal, pero es que su politización es realmente lamentable. Yo he vivido muy de cerca episodios en los que en mi humilde opinión sus señorías han podido prevaricar por razones exclusivamente de adscripción política. No es comprensible, por ejemplo, el procesamiento de responsables políticos por dialogar o lo que le ocurrió a Juan Mari Atutxa. Y ante eso no solo no pasa nada sino que el recurso que se presentó en su momento ante el Constitucional duerme el sie o de los justos a la espera de una mayoría que comulgue con las ruedas de molino que convienen. Yo espero poco de ahí. Esas son las cosas que hay que empezar a cambiar, si.

    Y que decir de los problemas vinculados al modelo de desarrollo del que hablo en esta entrada. Eso también es estructural. pero con eso se han forrado muchos estamentos, personas, organizaciones, medios de comunicación, etc. que tienen pocas gnas de poner el retrovisor. A mi me sorprende y porque no decirlo, me escandaliza que no se hable de estas cosas en la prensa. Otro modelo de desarrollo con otros valores, más próximo a lo que tenemos en Euskadi, prodice también otra forma de funcionar.

    Y finalmente un apunte sobre la responsabilidad personal. Solo aceptar la pregunta ¿con IVA o sin IVA? y que sea tan frecuente habla bastante de lo que cada uno de nosotros tenemos que aportar a esta regeneración. Es verdad que tenemos que mirar hacia arriba, pero no nos olvidemos de hacerlo tras haber nmirado también cerca.

  6. Aupa Txoooll y Bittor también. Como me animan vuestros comentarios!!!!!!!!!!

  7. Iñaki Ortiz dice:

    Eskerrik asko por tu respuesta, Izaskun. Quiero creer que en política hay muchas personas honestas. Y tengo la impresión de que eres una de ellas. Me parece que esas personas sois las primeras interesadas en que se pongan los medios para evitar cualquier tipo de sospecha. Pero veo que cuesta avanzar en ese camino. Y me produce una sensación de frustración y de impotencia. A ver si los escándalos de estos últimos días, convenientemente condimentados con la crisis, sirven al menos para que nos tomemos más en serio las cuestiones de la transparencia el Gobierno Abierto, en general. En cualquier caso, como dices en el título del post seguiremos aprendiendo. Ánimo!

  8. Ok. Eskerrik asko Iñaki. Si. Creo que nos falta mucho por aprender, pero afortunadamente hay personas como tu que se dedican a ello todos los días y que llevan mucho tiempo trabajando en estos temas. Por ahí esta la salida. No me cabe duda.

  9. Anonimando dice:

    Pues a mí, personalmente y dependiendo de las circunstancias.., la pregunta ¿con IVA o sin IVA? bien podría ser un acto de patriotismo vasco…El IVA es estatal el IRPF no. Si no pagas IVA luego no puedes reducir esa cantidad del IRPF o justificarlo como gasto deducible… Mas dinero para Urkullu, menos para Rajoy.

  10. Txol dice:

    Oooooooooooooooooooooooooooook !!!!!!!!!!!!!!
    Musus

  11. Idebenone dice:

    Para poder ilustrarles lo que a mi juicio supone otro ejemplo más de ineficiencia y de falta de equidad en la provisión de servicios relativos a estas políticas, voy a detallarles la siguiente situación: imaginen una empresa española que quiebra, se declara en concurso de acreedores y atendiendo a la ley concursal inicia el proceso correspondiente en el juzgado de lo mercantil según domicilio social, previo ERE de extinción de 2600 trabajadores, es decir, la totalidad de la plantilla y que tiene centros de trabajo fundamentalmente en Madrid y Barcelona. Dicha empresa tiene su sede o matriz en Barcelona. Los 2600 trabajadores de la misma pasan a ser desempleados, pero se crea a instancias de la propia Administración catalana una Mesa Social de recolocación, dado el volumen de empleo de la empresa extinta. Dicha Mesa está incluida dentro de las condiciones fijadas en el ERE de extinción como parte del acuerdo definitivo del ERE. Evidentemente, si se incluye como parte “social” de un acuerdo de extinción de empleos que afecta a la totalidad de la plantilla, este “beneficio social” que supone crear una Mesa orientada hacia la recolocación del personal “descontratado” también afectaría a toda la plantilla que extingue su relación contractual, independientemente de su centro de trabajo adscrito.

  12. María Lebatier dice:

    Es una pena que después del bochorno que pasó EB IU en las Juntas de Araba tras su chapuza -similar o mayor a las que a su juicio realizan otros- todo se olvide por parte de la opinión pública… Y así sucede, para mal o para bien, con tantas otras cosas…

Deja un comentario